Oración a la SANTÍSIMA TRINIDAD

«Dios mío, Trinidad que adoro,
 ayúdame a olvidarme enteramente de mí mismo para establecerme en ti, inmóvil y apacible
 como si mi alma estuviera ya en la eternidad;
 que nada pueda turbar mi paz, ni hacerme salir de ti, mi inmutable,
 sino que cada minuto me lleve más lejos en la profundidad de tu Misterio.
 Pacifica mi alma. Haz de ella tu cielo, tu morada amada y el lugar de tu reposo.
 Que yo no te deje jamás solo en ella, sino que yo esté allí enteramente, totalmente despierta en mi fe, en adoración, entregada sin reservas a tu acción creadora» 
(Beata Isabel de la Trinidad, Oración)
Publicar un comentario